Puno y Cusco piden hospitales de campaña para atención de pacientes con coronavirus

La imagen de los pasillos del Hospital de EsSalud Adolfo Guevara lo dice todo. Fueron ocupados con enfermos. En este nosocomio, ya no hay ventiladores para enfermos críticos.

Según la Dirección Regional de Salud Cusco (Diresa), en los hospitales cusqueños, solo hay 48 camas disponibles para infectados moderados y tres en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI).

En su visita a Cusco, el presidente de la República, Martín Vizcarra se comprometió para inicios de agosto implementar dos hospitales temporales en las provincias de La Convención y Canchis. Hasta ahora no se hizo nada. No se ha concretado hasta el momento la licitación.

Sin embargo, el especialista en Epidemiología de la Diresa, Pablo Grajeda, refiere que tampoco sería suficiente por la cantidad de infectados. Por eso urge que el gobierno instale dos nuevas infraestructuras modulares, con 100 camas cada una. También solicita proveer de la misma infraestructura a las provincias de La Convención y Espinar con 50 camas cada una.

Cusco registra 174 pacientes internados en cuidados moderados y 20 en las salas de UCI – COVID. El número de muertos es de 111. El otro de dilema es el personal médico. EsSalud ha llamado a todos sus médicos a atender la emergencia, incluso de otras especialidades. El Ministerio de Salud aún no se pronuncia.

Una de las medidas optadas por las autoridades es la de solicitar a la Presidencia de Consejos de Ministros el retorno a una cuarentena rígida por 14 días.

Colegios y coliseos

En la región Puno se vive una angustia similar. Los hospitales de las ciudades de Puno y Juliaca no dan para más. Las autoridades buscan habilitar coliseos y colegios para atender a los enfermos.

El hospital III de EsSalud de Puno se ha convertido exclusivamente para COVID-19. Pero las 38 camas para pacientes leves y moderados, y las seis de UCI están ocupadas, según el director de la Red Asistencial de EsSalud Puno, Juan Carlos Mendoza.

Mientras que el hospital regional Manuel Núñez Butrón de Puno su Centro de Atención COVID colapsó con sus 20 camas para pacientes moderados y seis en UCI. Su director, Arturo Tapia, adelantó que hay el visto bueno de habilitar un colegio. Se espera suscribir el convenio y equipar 60 camas para pacientes leves. El hospital III de EsSalud Juliaca está al tope. Las 30 camas para cuidados moderados se coparon así como las cinco camas UCI para pacientes críticos de COVID-19.

“Si en las próximas horas ingresa un paciente con coronavirus tendremos que habilitar las camas del hospital que son destinadas para pacientes con otras enfermedades”, dijo el director del nosocomio de EsSalud Juliaca, Martin Alvaro Ordoñez. Lo mismo se vive en el hospital Carlos Monge Medrano de Juliaca.

El alcalde de Juliaca y autoridades del sector salud ayer verificaron dos coliseos donde se podría habilitar otro hospital de contingencia para pacientes con COVID-19.

Solo en hospital de EsSalud Juliaca y hospital Carlos Monge Medrano se registraron el mayor número de fallecidos por COVID-19 que suman los 74 muertos aproximadamente.

Autoridades infectadas

La Municipalidad Provincial de Cusco, confirmó que el alcalde Ricardo Valderrama dio positivo. También están infectados el prefecto regional Julio César Hancco y el subprefecto de Cusco, Néstor Larico. Hace algunos días el gobernador Jean Paul Benavente pidió licencia en sus funciones también al dar positivo. (La República)